Hamás rechaza presión rusa y dijo que no ‘reconocerá a Israel’

04 de febrero de 2006. MOSCÚ (AP) El líder político de Hamas rechazó el viernes cualquier posibilidad de que el grupo terroristas islámico que ganó las elecciones parlamentarias palestinas reconozca al estado de Israel, infligiendo un revés a los esfuerzos de Moscú por persuadirlo de que ablande su posición.

“El tema del reconocimiento (de Israel) es un asunto decidido”, dijo el líder de Hamas Jaled Mashaal tras llegar a Moscú para mantener conversaciones con funcionarios rusos. “No intentamos reconocer a Israel”.

Por otra parte, la cancillería rusa dijo el viernes que Hamas prometió mantener un cese de fuego vigente desde hace un año si Israel se abstiene de utilizar la fuerza.

“Hamas confirmó su predisposición a no retirarse del acuerdo interpalestino sobre cese de fuego de marzo del 2005, entendiendo que Israel también se abstendrá de usar la fuerza”, indicó un comunicado de la cancillería tras un encuentro en Moscú de miembros de Hamas y autoridades rusas.

Hace un año, Hamas y otros terroristas palestinos acordaron una tregua en El Cairo.

El ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov, debe recibir a Mashaal en las próximas horas. La delegación de Hamas debe también conversar con el segundo de Lavrov, Alexander Saltanov, así como con legisladores rusos. También se reunirá con el patriarca de la Iglesia Ortodoxa, Alexis II.

La invitación rusa, formulada por el presidente Vladimir Putin, fue la primera grieta en un frente internacional contra el grupo, considerado una organización terrorista por Estados Unidos, la Unión Europea y por Israel. Hamas ha enviado docenas de atacantes suicidas a Israel y no acepta la existencia de un estado judío en el Medio Oriente.

Luego de llegar a Moscú, Mashaal acusó a Israel de bloquear el proceso de paz en Medio Oriente y dijo que la “ocupación” israelí de tierras palestinas figurará al tope de la agenda en las conversaciones de Moscú.

“No han sido impuestas condiciones para nuestra visita a Moscú”, dijo Mashaal. “Escucharemos la posición rusa, y aclararemos la nuestra”.

Alexander Kalugin, enviado especial de Rusia al Medio Oriente, expresó que el propósito de las conversaciones no era dictar condiciones a Hamas, sino usar la persuasión.

“No vamos a imponer demandas. Buscaremos convencerlos de que es el momento de adoptar decisiones responsables”, dijo Kalugin el jueves en una entrevista con la emisora de televisión NTV.

Analistas rusos se mostraron escépticos sobre la capacidad de Moscú de persuadir a Hamas para que revise su ideología fundamentalista y pronosticaron que las conversaciones no tendrán resultado alguno.

“Hamas no escuchará a Rusia porque Moscú no tiene real influencia” sobre el grupo, dijo Fyodor Lukyanov, director de la revista Asuntos Internacionales de Rusia. “Esta no es la época de la Unión Soviética, en que teníamos verdadera influencia en la región”, agregó.

Desde los comicios de enero pasado, los líderes de Hamas han expresado en varias oportunidades que están dispuestos a continuar con una tregua informal si Israel mantiene una actitud recíproca.

Hamas ha honrado la tregua desde que quedó sellada, incluso cuando algunos grupos rivales han efectuado ataques contra Israel.