Reunidos los que más contaminan

Delegados de las 20 naciones que emiten la mayor cantidad de gases tóxicos se reúnen este martes y miércoles en Monterrey, México, para examinar distintos aspectos del cambio climático.

Entre los temas de la agenda se incluyen las alternativas para satisfacer las demandas energéticas en el futuro mientras, al mismo tiempo, se disminuye el efecto invernadero.

El encuentro en Monterrey tiene lugar en el marco de las negociaciones del plan de acción para controlar el climático, acordado en la Cumbre del G8 celebrada en Gleneagles en 2005.

Además de contar con la presencia de los ministros de las naciones más industrializadas, al evento también asisten representantes de China, India, Brasil y Sudáfrica.

Los organizadores esperan que durante la reunión se logre avanzar en tópicos como los retos económicos que implica la lucha contra el cambio climático, tecnologías alternativas bajas en carbono e incluso una “hoja de ruta” para un futuro sin este tipo de combustibles.

También se espera analizar la inversión proveniente de los sectores públicos y privados con respecto al tema.

Diálogo seguro

El diálogo ministerial sobre Cambio Climático, Energía Limpia y Desarrollo Sustentable fue creado por el Reino Unido en 2005, año en el que tuvo a su cargo la presidencia del G8.

Uno de los objetivos del diálogo fue tratar de lograr un acuerdo entre las naciones industrializadas y aquellas en desarrollo para reducir las emisiones.

El mayor contaminante del mundo, Estados Unidos, no ha ratificado el Protocolo de Kioto de Naciones Unidas, el acuerdo mundial que busca reducir el efecto invernadero.

El presidente George Bush lo rechazó argumentando que afectaría la economía estadounidense y que no permitiría obtener ninguna reducción significativa.

Economías emergentes lideradas por China esgrimen que si la nación más rica del mundo no cumple con los límites que establece Kioto, es injusto esperar que los países en desarrollo estén sujetos a un aspecto legal para ajustarse con lo estipulado.

Las metas del protocolo deben cumplirse en 2012, pero ya se han iniciado las negociaciones para establecer un nuevo sistema que permita reemplazar el marco actual una vez que haya expirado.

El secretario de Ambiente del Reino Unido, David Miliband, espera que el encuentro, que no forma parte del proceso de la ONU, sea una “oportunidad para un diálogo seguro, honesto y abierto (…) entre los 20 países más contaminantes del mundo”.

“Existe una discusión acerca de los países que deberían asumir metas más estrictas. Nuestra visión es que los países industrializados necesitan liderar este proceso”, agregó.

El precio

Una de las sesiones del encuentro se centrará en las consecuencias económicas del cambio climático. El ex jefe de economistas del Banco Mundial, Nicholas Stern, presentará los hallazgos de una investigación que realizó sobre los impactos económicos del cambio climático.

Se prevé que Stern dirá que las naciones ricas tienen que hacer mucho más para ayudar a los países con menos recursos a lidiar con los impactos del cambio climático.

También que los países desarrollados deben reducir sus emisiones inmediatamente para disminuir los efectos de los gases que causan el efecto invernadero.

La canciller británica Margaret Beckett, hablando ante la Asamblea General de la ONU el mes pasado, dijo que el estudio de Stern evidenciará que era el momento de actuar.

Fuente: BBCMundo.com