Turquía: sigue el juicio por el asesinato de tres evangélicos en Malatya

El primero de los cinco turcos musulmanes que declaró en el juicio por tortura y matanza a tres cristianos en el este de Turquía, negó rotundamente que el grupo hubiera planeado matar a los evangélicos, aunque reconoce que finalmente lo hicieron.

Durante el escalofriante testimonio del final de las horas de vida de Necati Aydin, Ugur Yuksel y Tilmann Geske, uno de los tres presuntos asesinos -Hamit Ceker- dijo ante la Corte Tercera de Malasia, que durante el ataque salvaje vio que otro de los acusados -Emre Gunaydin- cortaba la garganta a dos de los tres cristianos que fueron asesinados.

El acusado negó que el grupo planeara matar a los dos musulmanes que se habían convertido al cristianismo o a su colega alemán, también de fe evangélica. Ceker dijo al juez que la confrontación se tornó tensa, cuando Aydin que pastoreaba una pequeña iglesia evangélica en Malasia, dijo a los 5 jóvenes musulmanes “Nosotros somos hermanos de Jesús”.

Pero el acusado afirmó que él no había participado personalmente en el salvaje asesinato de los tres cristianos. Aunque –eso sí- Ceker testificó que llevaron armas, cuerdas, cuchillos, guantes plásticos y atuendos islámicos. Pero insistió en su declaración que el propósito de la operación era “tomar evidencias” para incriminar a los cristianos, pero “sin llegar a matarlos”.

Ceker atestiguó también que él y otros dos de sus compañeros trataron de persuadir a Gunaydin para dejar a los tres hombres cristianos atados sin matarlos y escapar. Según el acusado antes de retirarse de la escena Gunaydin dijo: No, ahora me conocen. No me voy a ir sin matarlos.

Ceker testificó que Gunaydin ordenó a otro de los sospechosos, Salih Gurler estrangular a Aydin. Gurler trató de hacerlo pero no lo logró. Entonces Gunaydin empezó a apalear a Aydin.

Ceker continuó declarando que Gunaydin tomó una toalla y cubrió el rostro de Geske y lo degolló, pero que no estaba seguro de la forma en que Yuksel murió.

Del tercer cristiano evangélico asesinado, dice que no vio cómo Ugur fue asesinado, sino que “sólo le escuchó gritar”.

Fuente: Compass Direct News / ACPress.net