Ataques contra evangélicos en México

Recién hemos iniciado el año 2010 y de nuevo tenemos las malas noticias de los ataques, al claro estilo de la Inquisición, en contra del pueblo Evangélico en México… ante ello debemos recordar lo que está escrito en Deuteronomio 32:35 que dice “Mía es la venganza y la retribución; A su tiempo su pie resbalará, Porque el día de su aflicción está cercano, Y lo que les está preparado se apresura.”

Les dejo un extracto de la noticia etraída de vozdelosMartires.org:

De nuevo Ayer miércoles 13 de enero a las 11 de la mañana unos 200 católicos armados con mazos, martillos y barretas destruyeron 13 viviendas de cristianos evangélicos en la comunidad de Los Llanos, municipio de San Juan Chamula, en el cada vez más intolerante Estado de Chiapas.

Encabezados por el Comisariado Ejidal, Jesús Pérez Díaz, el agente Municipal Manuel Pérez Díaz, Alejandro Gómez Díaz del Consejo de Vigilancia y el catequista Domingo Díaz Teltuc, los católicos comenzaron a derribar las viviendas, dejando si techo a más de 50 personas, entre ellos varios niños.

El pastor Alejandro Cruz Ton, de la Iglesia Alas de Águila, comentó que desde el pasado 28 de mayo, los católicos destruyeron agresivamente el templo evangélico de esta denominación, por lo que se levantó la averiguación previa número 166/2009, pero que las autoridades no han hecho nada al respecto, a pesar de que recibieron múltiples amenazas en contra de los mismos que hoy destruyeron sus viviendas.

Fue el pasado 24 de septiembre cuando los católicos dieron un ultimátum para que los cristianos abandonaran la comunidad por el único “delito” de profesar otra religión distinta a la católica y negarse a pagar contribuciones para la realización de fiestas tradicionales y no apoyar al denominado Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).

Entre los afectados se encuetran: Lucio Gómez Gómez, Alfonso Díaz Jiménez, Agustín Hernández Muñoz, Domingo Díaz Díaz y Mariano Díaz López, quienes en este momento están levantando la enésima averiguación previa en contra de las mismas personas que desde hace más de un año los han hostigado.

Por su parte, el pastor Esdras Alonso informó que los católicos son simpatizantes del EZLN que declararon a la comunidad de Los Llanos como un “municipio autónomo”, por lo que los cristianos evangélicos son obligados a renunciar a sus creencias religiosas, apoyar a los zapatistas y contribuir económicamente para llevar a cabo actos de rebeldía en contra del Gobierno Federal y Estatal.

“Los agresores son de un grupo radical denominado La Otra Campaña, que también han golpeado en  ocasiones a nuestros hermanos en Mitzitón y Chilil, municipio de Huixtán, donde ha habido cortes de luz y agua, expulsiones y amenazas de muerte”, explicó el pastor.

Este asunto se suma a la interminable lista de casos de intolerancia y discriminación religiosa en Chiapas, donde las autoridades han sido rebasadas y continúan con su política de evitar que los casos lleguen al Ministerio Público y a ocultar sistemáticamente los asuntos donde se violan los derechos humanos de los no católicos.