Lo primero que hacen los jóvenes al despertar

Las 7:00 de la mañana. Suena el despertador, el joven somnoliento abre los ojos, bosteza, se estira en su cama y ahora ¿qué hacer? Levantarse a cepillarse los dientes o tomar una ducha para despejarse. No, el<strong> 90% de los jóvenes de la <a title="generación Y" href="http://www.abc.es/20121103/sociedad/abci-millennials-generacion-201211021603.html" target="_blank">generación Y</a></strong>—entre 18 y 29 años— en todo el mundo revisa su teléfono móvil, actualiza correos electrónicos, envía mensajes y hasta entra en sus perfiles en redes sociales antes de levantar los pies de su cama. Estos según los últimos resultados del <a title="«Connected World Technology Report 2012» de Cisco." href="http://www.cisco.com/en/US/netsol/ns1120/index.html" target="_blank">«Connected World Technology Report 2012» de Cisco.</a> Para esta empresa aunque hay 206 huesos en el cuerpo humano, el smartphone parece haberse convertido en el hueso número 207 para estos jóvenes. Según una encuesta realizada entre <strong>1,800 estudiantes universitarios y jóvenes profesionales en 18 países,</strong> dos de cada cinco encuestados señalaron que «se sentiría ansiosos, como si les faltase una parte de ellos» si no pudieran usar su «smartphone» para estar conectado. <h4>No se quieren perder nada</h4> Este estudio revela que debido a su comportamiento y actitudes, se están creando una gran cantidad de data, que se genera gracias a la actividad diaria a través de estos dispositivos, sensores, cámaras de vídeo y otros aparatos conectados. Según esta investigación la generación Y no se quiere perder nada, por lo que necesitan información en tiempo real, todo el tiempo. Nueve de cada 10 encuestados apunta que han añadido la revisión de su móvil a su ritual mañanero, que se completa con la vestimenta y la higiene. Un <strong>29% ha apuntado que revisan tantas veces al día sus móviles que es imposible contabilizarlas</strong> de alguna forma. Es decir, viven para comunicar y estar conectados. Para los empleadores, esto podría significar que la fuerza de trabajo del futuro puede ser más ágil, más informada y más proactiva que la generación anterior. Uno de cinco encuestados revisa su móvil para ver el email, enviar textos y actualizar sus redes sociales <strong>al menos cada diez minutos</strong>. En los Estados Unidos son dos de cada cinco. <h4>¿Conexión o adicción?</h4> El 60% de estos jóvenes inconscientemente o de forma compulsiva tratan de estar revisando su móvil. Las mujeres son las que más tienen este comportamiento compulsivo. <strong>Es un 85% versus un 63% en los hombres.</strong> Otro 40% considera que se estarían ansiosos o sentiría que algo les faltaría si no pueden estar conectados a través de su móvil. Pero no solo eso, los móviles han roto las barreras de los lugares más íntimos. Las línes son borrosas entre el trabajo, la vida social y la familiar ya que tratan de estar conectados en cualquier situación, lugar y hora. Por ejemplo, un <strong>46% usa su móvil durante comidas y reuniones con amigos y familiares</strong>. O, por otro lado, tres de cada cuatro utilizan su móvil en la cama. y casi un tercio de los usuarios de smartphones lo usan en el baño.