Crisis sostiene altos precios del crudo

Los precios del petróleo se han mantenido cerca a su precio récord de US$78 por barril luego de que Israel intensificara sus ataques en El Líbano.

Las crecientes tensiones internacionales acerca de las hostilidades y las preocupaciones sobre su impacto en la estabilidad regional también afectaron a los mercados bursátiles a través del mundo.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) dijo que estaba preocupada con la subida de los precios pero insistió en que el mercado gozaba de suministro adecuado.

¿Amenaza al crecimiento?

El viernes, el precio de un barril de crudo ligero estadounidense se asentó en US$77.03 luego de haber alcanzado un máximo de US$78.40.

El crudo Brent, entre tanto, subió 58 centavos de dólar para quedar en US$77.27.

Elissa Bayer, Ejecutiva de Insinger DeBeaufort

Pese a que ni Israel ni El Líbano son productores de petróleo, la violencia ha aumentado las tensiones en Medio Oriente, que da cuenta de cerca de una cuarta parte del petróleo del mundo.

Los analistas han señalado que el petróleo podría llegar pronto a US$80 si no hay un final inminente a las hostilidades.

“Si esto sigue así, podría verse al precio del petróleo llegando a US$80”, señaló Elissa Bayer, una ejecutiva en la firma bursátil Insinger DeBeaufort.

Objetivo de estabilidad

La OPEP hizo un llamado a la calma, diciendo que los precios estaban subiendo por cuenta de las tensiones geopolíticas y que el mercado tenía un suministro adecuado de petróleo.

“OPEP ha notado con preocupación la fuerte presión alcista sobre los precios de petróleo en los últimos días y desea tranquilizar al mercado acerca de su continuo compromiso con el orden y la estabilidad, para beneficio de los productores y consumidores por igual”, declaró en un comunicado.

Pero la venta fue la tendencia del día en la medida en que los inversores se preocupaban por el impacto de los mayores precios del petróleo sobre las utilidades de las compañías.

El índice industrial Dow Jones terminó la semana a la baja con una caída de 1%, o 106.94 puntos.

Fue su tercera pérdida consecutiva de triple dígito.

Entre tanto, el índice Nasdaq de empresas tecnológicas cerró en su punto más bajo en 14 meses.

El índice Nikkei-225 de Japón cayó 252.71 o 1.67%.

Las acciones también cayeron en Londres, París y Frankfurt.

Fuente: BBCMundo.com