En México le niegan agua y alimentos a hijos de evangélicos.

El Consejo Interreligioso de Chiapas, conformado por los líderes de las principales iglesias evangélicas de la entidad, sostuvo que aunque las diferencias de credo en el estado han disminuido en los últimos años, hay 5 focos rojos en la entidad debido a la intolerancia religiosa, la mayoría de los cuales están asociados a intereses personales o políticos de algunos líderes.

Hace unos días, tres evangélicos de la comunidad de Tentic, municipio de San Juan Chamula, fueron encarcelados por autoridades católicas tradicionalistas, por invitar al poblado a “personas extrañas”, por ser éstas de religión protestante.

En la ciudad de México, la Confraternidad Nacional de Iglesias Cristianas Evangélicas (Confraternice) solicitó al presidente Felipe Calderón el envío del Ejército Mexicano a la localidad de Guerrero, para evitar un fatal desenlace en el conflicto religioso entre católicos y evangélicos.

Los pobladores católicos amenazaron con ahorcar a tres familias evangélicas, si las autoridades estatales y municipales se oponían a expulsarlas del poblado, por no participar y cooperar con las festividades del lugar, por lo que el pastor Arturo Farela Gutiérrez, presidente nacional de Confraternice, pidió el envío de la fuerza militar.

Indicó que en Guerrero se está repitiendo lo que ha sucedido en otras regiones del país, como Chiapas, Jalisco y Oaxaca, donde se quiere imponen los usos y costumbres de los católicos, vejando a los evangélicos.

Por acuerdo comunitario, católicos tradicionalistas de la comunidad Los Pozos, municipio de Huixtán, suspendieron la entrega de despensas de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedeso), a 16 niños cuyos padres profesan la religión evangélica en represalia porque los evangélicos iniciaron los problemas por diferencias religiosas en Los Pozos.

Además, hace unas semanas destruyeron una tubería de agua potable para dejar a los evangélicos sin servicio y hasta hoy siguen sin ella.

En Los Pozos, 13 de las 215 familias profesan la religión evangélica desde hace ocho años y por ello los católicos les imponen acuerdos por mayoría.

Fuente: ProtestanteDigital.com